Los equipos portátiles de aire acondicionado cada día están más presentes en viviendas, por su fácil traslado y porque no requiere de instalaciones complicadas.


Algunas de las ventajas de estos equipos son los siguientes:


Portátil y de fácil instalación, por lo mismo el equipo puede trasladarse a otros ambientes.


No gastan tanta energía como un aire acondicionado de un sistema central, porque puede enfriar pequeñas áreas de manera óptima.


Si tienes habitaciones en tu vivienda u oficina que generen más calor, como cocinas, oficinas con computadoras y fotocopiadoras, es ideal instalarlo en esa área, para que goces de una temperatura idónea y de esta manera cuidas tus equipos.


Todos los equipos portátiles tienen un sistema de ventilación que elimina el aire caliente.


Para sacar un mejor aprovechamiento de tu aire acondicionado portátil, te recomendamos que cierres las habitaciones y si la temperatura exterior es muy alta, coloca tu equipo entre 23 y 24 grados, para que tengas un bajo consumo energético.


En caso de que tengas un modelo de pared o Split prende la función “sleep”, con el fin de disminuir el funcionamiento del equipo durante las horas de sueño.